miércoles, 3 de junio de 2009

La Ignorancia



"Su deseo; triste historia la de su deseo. No había conocido el placer del amor antes de encontrar a Martin. Luego había dado a luz, había pasado de Praga a Francia con una segunda hija en el vientre y, poco después, Martin murió. Pasó entonces largos y penosos años obligada a aceptar cualquier trabajo –empleada de hogar, acompañante de una rica parapléjica- y consideró un gran éxito poder dedicarse a traducir del ruso al francés (feliz de haber estudiado a fondo idiomas en Praga). Pasaron los años y, en carteles, paneles publicitarios, portadas de revistas en los quioscos, las mujeres se desnudaron, las parejas se besaron, los hombres se exhibieron en calzoncillos mientras, en medio de semejante orgía omnipresente, su cuerpo deambulaba por las calles, apartado, invisible".


Milan Kundera. La Ignorancia [traducido del original francés por Beatriz de Moura]

6 comentarios:

JADE dijo...

Y... KUNDERA SIEMPRE TIENE ALGO IMPORTANTE POR DECIR... Y NOSOTROS QUE?
BESOS!!!

Ignacio Reiva dijo...

Kundera es increible, una persona fuera de serie.

Julieta dijo...

Milan Kundera (L) qué grande!

Muma dijo...

Todo lo que escribis me resulta muy cercano e interesante.Una agradable sorpresa encontrar un blog así!!
Besos

E m e dijo...

Cada vez me gusta mas Kundera

Zimbon dijo...

Que triste cuando los cuerpos deambulan apartados e invisibles por las calles! Pero pasa...

Entré por error, pensé que ra otro blog, je! Pero valió la pena encontrarme con este lindo fragmento de Kundera...

Saludos!