sábado, 2 de octubre de 2010

Novedades

Lo que se dice novedades, novedades... No tengo. Estoy estudiando mucho, me sacaron otra muela (la segunda en un mes), tuve un poco de trabajo gracias a mi ex (esa es otra historia...), ¿ya dije que estoy estudiando mucho?
Estoy un poco cansada, necesito irme YA y después del día que tuve ayer y de cómo me siento hoy, definitivamente necesito irme cuanto antes. Ah, ya debería contar eso del viaje. Me voy a California, a un centro de ski a una hora 10 min de Los Ángeles, a pasar el verano/invierno. Nuestro verano, su invierno. Me voy porque necesito aire, nuevas experiencias, irme a otro país por una temporada, conocer gente que no tengo puta idea quién es y no habla mi idioma, necesito estar a muchos, muchos km de mi ex y sentir que estoy a todos esos km. Y luego, olvidarme de su existencia. Odio admitirlo, pero sí, en parte me voy por él. Es horrible, pero es la verdad. Me voy porque quiero la experiencia de trabajar en otro país aunque sea de operadora de aerosilla, porque va a ser una temporada fuera de mi casa y porque voy a estar en un país diferente y él se va a quedar acá. Sí, todo eso. Así que si todo sigue saliendo bien, el 9 de diciembre me subo al avión y no sé en qué momento de marzo/abril vuelvo. Igual me llevo la compu si no mi familia se suicida en masa, así que supongo que cada tanto una entradita por el blog va a haber. Lo malo es que no creo que tenga mucho tiempo para leer blogs como ahora, pero bueno, ya veré cómo hago.

Ahora veré qué hago de mi vida hoy, en este momento en el que me siento tan rara y no sé qué mierda me pasa, pero sé qué lo ocasionó. Tendría que haberle dicho a mi ex que la plata de la traducción me la depositara, o me la dejara en un sobre y yo la pasaba a buscar, o algo que no implicara verlo y charlar durante una hora, porque en el momento es divino y no me pasa nada, pero cuando me voy, todavía no sé por qué pero me hace sentir mal. Y encima ni siquiera entiendo por qué. Pero bueno, como siempre digo, this too shall pass.

Me voy al fondo de casa a leer o algo así. Ah, y nothing else matters anyway.